Cercana Belleza

La Belleza : la luz, la mirada, el oído,….,

Este vídeo está tomado en el mismo lugar unos días antes, la belleza es cercana a quien se deja buscar por ella.

Belleza Cercana dias antes.JPG

Ver la entrada original

Anuncios

Abre espacio

Arar, labrar, laborar, germinar, abrir hueco, abrazar la tierra,…

Susurro del Jardin


Cuando la tierra se abre
el agua entra más clara,
la azada, metal y madera,
hace la tierra dócil,
la raíz más libre,
un manto de ternura
viste la entraña
y también la criatura.

Toda Rosa requiere su espacio,
toda Rosa necesita mimos,
desperezarse del duro invierno,
abrir nuevos surcos,
airearse, renovar la vida.

La Rosa es bella por fuera
porque antes laboró
y se preparó por dentro.

Aire nuevo,
Brotes nuevos.

No hay cambio
sin remover la tierra,
el traje de ayer será
sin laborar, sin podar,
aunque lo laves
en proyectos nuevos,
y pintes terciopelos.

El jardinero muestra su pie,
la Rosa su tierra,
ambos su raíz,
en lazo domestico,
espacio abierto,
nuevos surco
para brotes nuevos.

Ver la entrada original

Revelación de una Estrella

Lo esencial invisible. Actor Revelación, lo invisible revelado, revelándose, la inteligencia absorta, el Dios invisible sigue con su palabra a toda la tierra dando su favor, desbordando deja atónita mis palabras, las palabras entendidas, las que sólo saben las madres, los padres y los hijos que lo han vivido, la familia de los que creen... Leer más →

Crecer

Todo crece en esta vida, la rosa, los baobabs, la sombra, el mar. Todo crece, estrella a la mar. https://youtu.be/XG6Qc9MnpAg   Peter Pan, ¿Principito él? Wendy, ¿Rosa ella? Atar cabos, de sombra, de luz, ficción, realidad, el vuelo de una oruga sobre mi arena InFinita

Way Star

SusurrAndo Arte

 

Andando por la ciudad de Madrid,

uno se encuentra arquitectura,

Me pregunto, ¿qué es Arte?

¿Curar es un Arte?

CurArte

Andando por la ciudad de Madrid, uno se encuentra arquitectura,

Me pregunto, ¿qué es Arte?

Ver la entrada original

Susurro de Luna

Featured Image -- 1291

Anoche estuve en “7 picos”, y aunque en principio era una noche de sierra, y no teníamos idea del eclipse, al saberlo fuimos a verlo, y nos dispusimos en el lado de la montaña que da a Madrid.

Se vio increíble. Toda la extensión inmensa sin poder separar los límites adonde alcanza la vista, la Comunidad de Madrid a los pies, las farolas guardando los caminos con sus luces sobre el asfalto, en carreteras, vías, edificios. Toda esta luz fluorescente, eléctrica, pequeña, diminuta, ante la inmensidad de un océano debajo, que, mirando arriba, pareciera reflejar lo que sobre nuestras cabezas se alza, señalando la pequeñez del ser humano, de nuestras construcciones, de nuestras propias luces.

El cielo pareciera querer decir al hombre sus bondades, mientras éste compite entre titanes para alcanzar su gloria, se encara incluso con el cielo para conquistar su espacio, abriendo aquella lucha de dioses y…

Ver la entrada original 592 palabras más

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: